¿Qué se entiende por Geología médica?

escanearcuadrogomedi6Desde que la Medicina ha vuelto a considerar a los pacientes como un todo integrado en sí mismo y con su ambiente, e influenciado tanto por su genética como por su historia y sus circunstancias, numerosas ciencias se han acercado a ella para permitirle comprender a ese ser humano de manera completa.

Una de esas ciencias es la Geología, en una nueva aproximación aplicada, que se ha dado en llamar “Geología Médica”, y que tiene mucho que ver con la Ecología.

¿Qué aspectos estudia la Geología Médica?

En general, aquéllos que se relacionan con la influencia del ambiente geológico con la salud de los seres humanos.

Pero se trata básicamente de aquéllos que se refieren a la composición petrológica, calidad del suelo, del aire y del agua, más que de los que tienen que ver con el riesgo de eventos potencialmente catastróficos, que se abordan desde la Geología Ambiental o el Ordenamiento Territorial, al cual la Geología aporta desde todas sus aristas.

¿Es una especialidad reconocida?

Hasta donde alcanza mi información, no existen todavía más que intentos bastante aislados y si se quiere todavía algo tímidos, liderados por los geólogos que por su propia iniciativa están estudiando esos aspectos.

Por tal razón, según creo, no existe una especialidad como tal cuyas incumbencias estén debidamente reglamentadas, ni conozco de la existencia de la Geología médica como materia en los planes de estudios. Pero ya se está caminando en esa dirección, y creo que se trata de una cuestión de tiempo. No creo que pase mucho más, antes de que se implementen talleres, cursos y hasta especialidades en el tema, o al menos orientaciones de algunas especialidades, como la Geología Ambiental, por ejemplo.

¿Cómo incide la Geología en la salud de los seres humanos?

Si bien es cierto que solamente 6 elementos químicos (oxígeno, carbono, hidrógeno, nitrógeno, calcio y fósforo) constituyen aproximadamente el 99% del cuerpo humano, casi todos los restantes se encuentran también en muy pequeñas cantidades, y aun cuando sean tan escasos en el organismo, todos cumplen una función, y su déficit o exceso pueden generar enfermedades a veces crónicas y a veces agudas. Algunas de fácil remediación, y otras más difíciles de tratar.

La importancia de la geología local se fue develando cuando se “mapearon” enfermedades endémicas en distintos lugares del mundo, a veces muy distantes entre sí, pero que sin embargo coincidían en algunos aspectos de su litología.

Esto fue lentamente abriendo camino a la comprensión de que alguna relación habría entre esas dos circunstancias: la endemia y la geología local.

Como ustedes pueden ver en el cuadro que ilustra el post (tomado de Anguita Virella y Moreno Serrano, 1993), muchos de los elementos que el organismo requiere, se encuentran (o no) en las rocas circundantes, pero además, a través de procesos como la meteorización y erosión, son liberados hacia las aguas, y afectan las condiciones químicas también de los suelos y de la atmósfera.

Según cuál sea el caso, si el exceso o la falta de esos elementos en el ambiente geológico de cada área, pueden generarse enfermedades como el bocio, cuando falta el iodo; o el Hidroarsenicismo regional crónico (CRHA, por su sigla en inglés) cuando hay cantidad exagerada de arsénico en el agua, por mencionar sólo algunos ejemplos.

Hay situaciones, además en que la intervención humana puede generar riesgos inducidos, por ejemplo en zonas graníticas ricas en uranio, que al descomponerse liberan radón, un gas radiactivo, que puede ser causa de cáncer de pulmón.

En las zonas de afloramientos no intervenidas, el gas se diluye en el aire, manteniendo la radiación ambiental en niveles inocuos, pero si ese detalle no se tiene en cuenta, y se construyen viviendas, con abundancia del granito local como revestimiento, por ejemplo, o en hogares interiores, etc., el gas puede permanecer encerrado, alcanzando niveles peligrosos para la salud.

Todo lo que aquí apunto se refiere a condiciones geológicas que afectan a la población en general. Los casos de enfermedades profesionales como la silicosis o asbestosis de los mineros, exceden el concepto más estricto de Geología Médica, y se encuadran mejor en Medicina Laboral por un lado y en Higiene y Seguridad Industrial y Minera por el otro.

¿Hay modos de revertir los excesos o déficits que la Geología detecta?

En general se recurre a aditivos en la sal de mesa o en el agua de la red domiciliaria cuando se pretende compensar los déficits, y a medidas de saneamiento o a fuentes alternativas cuando el problema es el exceso.

Pero cualquiera sea el caso, el primer requisito es el conocimiento profundo de las condiciones petrológicas y la dinámica de la distribución de los detritos producidos en su erosión, a los fines de poder delimitar las áreas afectadas por cada uno de los problemas a resolver. En suma, la elaboración de los mapas de las relaciones ambiente geológico- riesgo médico, es la principal ocupación de la Geología Médica, y es por supuesto una actividad interdisciplinaria con los equipos de salud.

¿Qué más puede hacer la Geología por la salud de los seres humanos?

Desde un ángulo muy diferente, y fuera de esta nueva disciplina de la que venimos hablando, es obvio que muchos de los elementos que se utilizan para obtener diagnósticos por imágenes, o para tratamientos con radiaciones, o para artilugios ortopédicos y un sinfín de otras aplicaciones requieren el uso de recursos que sólo la minería es capaz de proveer.

Y como detalle final, no debe olvidarse la aportación que la Geología hace a la medicina forense, cuando busca sitios de enterramiento de cuerpos resultantes de delitos, o devela escenas de crímenes en función de los rastros de suelos y terrenos que contaminan cuerpos y vestimentas, tanto de víctimas como de victimarios.

Un trabajo mío publicado y que ya he subido en otro post puede servir de ejemplo.

Ojalá les haya interesado este tema, porque será un camino cada vez más transitado en el futuro por los recientes egresados, si mi intuición no me engaña.

Si este post les ha gustado como para llevarlo a su blog, o a la red social, por favor, mencionen la fuente, porque esta página está registrada con IBSN 04-10-1952-01.

Un abrazo y hasta el miércoles. Graciela.

Bibliografía Consultada

Anguita Virella, F y Moreno Serrano, F. 1993. Procesos Geológicos Externos y Geología Ambiental. Editorial Rueda. España. (311 pág.)

Eating Dirt by Charlotte Gill. Original version.

th(Este párrafo será traducido al castellano en el post del próximo viernes)

I have already introduced this wonderful book to you. Today I have selected a paragraph that allows a new interpretation for conifer forests and its conservation in which its real value is stressed.

There are few living things on Earth as old as the DNA of conifers. Modern evergreens are but vestiges of an anciant heyday…

…Conifer genes have survived for a few hundred million years, weathering, droughts, infestations, mass extinctions and wildfires, not to mention ice ages. It’s as if conifers were made to thrive in extremes. In this sense the coniferous forests of the world are heirloom ecosystems, repositories of survivor DNA.

Next Friday, I will upload the translation into Spanish.

Have a nice weekend. Graciela.

Planet Formation and Evolution 2014

Planet Formation and Evolution 2014

Dates     10 Sep 2014 – 12 Sep 2014
Location    Kiel, Germany
Topics:     planet formation, planet evolution, protoplanetary disks, planetary science, extrasolar planets, mineralogy, theory, observations, laboratory work
Weblink     http://www1.astrophysik.uni-kiel.de/~kiel2014/main/

Apunte para alumnos de pedología: El aire en el suelo

Como ya les comenté en otra oportunidad, estoy subiendo los apuntes que siempre redacté para mis alumnos, puesto que ya no puedo entregárselos en mano ni pueden acceder a ellos en mi aula virtual, porque ya no estoy en la Facultad.

Y como no quiero que aparezcan en cualquier momento con el nombre de otro autor, los subo aquí con mi nombre como única redactora, tal como corresponde.

Y aclaro esto porque ya me ha pasado eso de escribir páginas y páginas de algún paper, apunte o relatorio, para después tener la sorpresa de que quien agregó un par de párrafos y una figurita, se puso a sí mismo como primer autor y entregó el texto para publicación sin que volviera a pasar por mis manos, de modo que ni siquiera dio la cara ni pude protestar a tiempo.

Y todavía me reservo el nombre, ni siquiera sé por qué clase de lealtad, porque quien es tan traicionero no la merece, pero bueno, sé que muchos lo saben, porque fueron testigos y partícipes involuntarios de esa injusticia. Y llegado el momento, la verdad se develará solita. Al menos creo en una justicia poética.

Pero volviendo al punto, el apunte puede servir a estudiantes no sólo de Geología sino de otras carreras y de otras universidades, así que allá va.

El apunte debe citarse como:

 Argüello, Graciela L. 2007. Cuadernillo didáctico sobre el tema AIRE DEL SUELO. 7 pág.

AIRE.pdf

La imagen que ilustra el post es tomada de este sitio http://asus.usal.es/jose-ramon-chaves-garcia/22726-alias

 

Un chiste cortito.

santiago y cumple 001

¿Por qué lloraba la apatita?

Porque la alejandrita le dijo:

- Cuando sea grande, a mí me van a llamar Alejandra,  ¿y a vos?

Sí, ya sé, es zonzo, es decir un típico chiste de campaña.

Un abrazo, y nos vemos el lunes. Graciela

 

Buscar en el blog
Nominado por Deutsche Welle, tercer puesto por votación popular
Archivo