La turmalina y sus propiedades.

Imagen1turmalinaHoy vamos a conversar sobre una gema no demasiado cara, pese a su belleza y sus interesantes características: la turmalina.

¿Qué es la turmalina?

No se trata en realidad de un solo mineral en un sentido estricto, sino de lo que se llama el «grupo de la turmalina», ya que incluye ejemplares que se distinguen no sólo por su color, sino por algunos elementos en su composición química. No obstante, muchos autores hablan de esta gema como de un  único mineral, con variedades que adquieren distintos nombres en función de su color.

Hay dos posibles orígenes para el nombre turmalina. Una opinión asume que procede de la palabra cingalesa «touramalli», que significa, «colores variados»,  y otra opinión le atribuye el origen a otro término cingalés, «turamali», que significa «imán de cenizas», que hace referencia a una característica que explicito más abajo.

Las turmalinas pertenecen al grupo de los silicatos, en general dentro de los ciclosilicatos, y se las encuentra habitualmente como minerales accesorios en rocas ígneas y eventualmente también en  metamórficas. Cristalizan en el sistema trigonal.
 
Presentan una fórmula general XY3Z6(T6O18)(BO3)3V3W. En esta fórmula, X, Y, Z, T, B, V y W, no corresponden a elementos químicos, sino a compuestos, a veces intercambiables, o con enlaces libres que pueden unir otros iones.
Esto hace que la fórmula llame a confusión, ya que hay también elementos químicos que responden a esas letras, como por ejemplo sucede con el Wolfrmio (W) o el Iodo (Y). Por esa razón me tomo la libertad de usar minúsculas para reescribir la fórmula, de modo que quede claro cuáles son los elementos, y cuáles letras son indicativas de otras combincaiones que explico más abajo.
Vuelvo a escribir la fórmula, de esta manera «disidente», para no confundir a quienes no están acostumbrados a esta nomenclatura, donde una letra mayúscula está designando algo distinto a un elemento.
Quedaría pues así:
xy3z6 (t6O18)(bO3)3v3 w.
Como podrán observar, el único elemento químico es el oxígeno, que he conservado con mayúsculas, las demás letras significan lo siguiente:
  • x = Ca2+, Na+, K+, O  libre.
  • y = Li+, Mg2+, Fe2+, Mn2+, Zn2+, Al3+, Cr3+, V3+, Fe3+, Ti4+, O libre;
  • z = Mg2+, Al3+, Fe3+, Cr3+, V3+
  • t = Si4+, Al3+, B3+
  • b = B3+, O libre
  • v = OH-, O2-
  • w = OH, F, O2-.

¿Qué características tiene la turmalina?

Las dos cualidades más notables son la enorme variedad de colores, y el hecho de que el mismo cristal puede presentar varias tonalidades a lo largo de sus ejes cristalográficos principales. Otras propiedades poco comunes que exhibe son la piro y la piezoelectricidad, que le valieron el nombre «imán de cenizas» del que ya hablamos.

Su densidad varía entre 3,02 y 3,07 g/cm3 y su dureza va de 7 a 7,5 en la escala de Mohs. Tiene brillo vítreofractura concoidal, carece de clivaje, es frágil, y su raya no puede menos que ser blanca, porque es alocromática. Puede o no presentar diafanidad según las variedades.

La turmalina es estable a lo largo de un amplio rango de presión y temperatura, lo que la hace bastante resistente a la meteorización tanto física como química.

Estas propiedades le confieren utilidad en la fabricación de aparatos para la medición de presión, pero sigue siendo muy utilizada en joyería, sobre todo cuando los ejemplares son transparentes o translúcidos. También los ejemplares opacos se aprovechan para la ornamentación, pero normalmente se tallan y pulen en cabujón.

¿Qué minerales forman el grupo de la turmalina?

Como señalé ya antes, la turmalina incluye todo un grupo de minerales, según algunos autores: o bien, siendo uno solo,  según otros, tiene muchas variedades, basadas en su composición,  la cual se refleja en el color.

Así, la acroíta es incolora, como el nombre lo indica; el chorlo, que es el más abundante, es negro; la turmalina marrón o amarilla se llama dravita;  la elbaíta tiene  variedades o subvariedades (según como se considere a la turmalina) en tonos rojos (rubelita), azules (indigolita), rosas y verdes (verdelita). Esta última, cuando presenta un color verde muy intenso, parecido al de la esmeralda es la más valiosa.

¿Cuál es el origen de la turmalina?

Los minerales del grupo de la turmalina pueden deber su cristalización a distintos procesos geológicos, tales como el reemplazo metasomático de silicatos preexistentes, tales como biotitas y feldespatos; alteración  metamórfica por ingreso  de fluidos hidrotermales, o como resultado de la etapa neumatolítica de magmas graníticos con abundancia de boro.

¿Dónde hay yacimientos en el mundo?

La turmalina se encuentra en numerosos emplazamientos, entre los que se pueden mencionar yacimientos de Noruega, Finlandia, Australia, Estados Unidos, Brasil, Madagascar, y Bolivia.

¿Hay yacimientos  de turmalina en Argentina?

El chorlo, o chorlita, como también se lo llama, aparece diseminado en forma de cristales perfectos y de buen tamaño an las pegmatitas presentes en las Sierras Pampeanas de Córdoba y San Luis.

En cuanto a las variedades coloreadas, están presentes en la mina «San Elías» del Departamente Chacabuco, en San Luis, donde hay elbaíta; y en el yacimiento de Papachacra en la provincia de Catamarca, donde se las encuntra asociadas a topacio, microclino y cuarzo ahumado. Allí se presentan con hábito prismático o acicular.

Si este post les ha gustado como para llevarlo a su blog, o a la red social, por favor, mencionen la fuente porque esta página está registrada con IBSN 04-10-1952-01.

Un abrazo y hasta el miércoles. Graciela.

P.S.: La imagen que ilustra el post es de este sitio.

Deja un comentario

Buscá en el blog
Nominado por Deutsche Welle, tercer puesto por votación popular
Archivo