Mirada geológica sobre el yacimiento minero La Ciñera.

texto_explota21

Alguna vez les he contado que mi primera actividad profesional tuvo que ver con la prospección de uranio, razón por la cual, nunca me siento demasiado distante de las personas cuyas vidas se entrelazan alrededor de la producción minera.

Puedo cuestionar algunas cosas y censurar otras, muchas veces, pero nunca me dejan indiferente los avatares de los mineros. Y hoy, en León, España, ellos están en lucha porque su mundo laboral se tambalea.

Debo aclarar que mi desconocimiento sobre la política española no puede ser más absoluto, de modo que no puedo opinar en ese terreno; y por otra parte, respeto profundamente a los ciudadanos españoles, de quienes espero que puedan resolver sus diferencias de la mejor manera posible.

Por todo esto, mis modestas reflexiones sólo pueden implicar la mirada desde el único terreno del que tengo algún conocimiento, es decir desde un abordaje geológico.

No sé si le puede servir a alguien, pero a veces conocer un poquito más sobre un tema dado, permite contextualizar mejor las posibles decisiones.

¿Dónde queda La Ciñera y qué se explota en ella?

Se trata en realidad de un distrito del que la cuenca La Ciñera-Matallana forma parte, el cual está localizado en el norte de España, más específicamente en la  Provincia de León.  La Ciñera corresponde al Ayuntamiento Pola de Gordon y las poblaciones más importantes que pueden servir de referencia por su cercanía, son Santa Lucía y la propia León, distante unos 30 km al sureste.

Toda el área  a su vez, se encuentra unos 350 km al noroeste de Madrid, y la minería es de extracción de carbón en su variedad hulla.

¿Qué características geológicas tiene el yacimiento?

La provincia de León incluye toda una serie de cuencas relativamente independientes desde el punto de vista geológico, distribuidas al sur de la Cordillera Cantábrica.

La cuenca de Ciñera-Matallana, tiene una extensión  de aproximadamente 55 km cuadrados, con dos zonas bien diferenciables: la de Ciñera-Santa Lucía con cinco capas beneficiables de espesores que llegan a los 90 m; y la de Matallana con treinta capas bastante más delgadas.

Estratigráficamente, se han descrito siete formaciones en una sucesión Estefaniana, enteramente continental que totaliza un espesor de 1.500 m.

Todas esas formaciones, salvo la denominada Cascajo, tienen intercalaciones carbonosas, pero solamente la Formación Pastora justifica operaciones mineras a gran escala, pese a la presencia de intrusiones ígneas que dificultan la extracción y encarecen la explotación.

¿Quién está a cargo de la explotación del yacimiento?

Por el momento, todo parece estar detenido por el conflicto del cual venimos hablando, pero la explotación del carbón está a cargo de la Hullera Vasco-Leonesa, también conocida por sus siglas HVL, empresa española fundada en 1893.

Desde 1995 existe también la Fundación Hullera Vasco-Leonesa, proyecto dedicado a gestionar el patrimonio documental de la empresa, promover la cultura de León y su provincia, publicar libros y solventar su Escuela de Formación Profesional.

¿Qué características tiene la extracción minera en el distrito?

HVL emplea un sistema de explotación que combina labores a cielo abierto y pozos verticales, de los cuales existen tres:

  • Pozo Aurelio del Valle, con una torre de extracción de 51 metros de altura y 664 metros de profundidad.
  • Pozo Emilio del Valle, con torre de 32 metros de altura y descenso hasta 694 metros de profundidad.
  • Pozo Eloy Rojo, el más viejo y más pequeño, con una torre de 18 metros de altura y bajada hasta 250 metros en profundidad.

En el interior, se utiliza el método de explotación denominado de “Plantas Horizontales Descendentes con Sutiraje”, por el cual se provoca, desde la labor inferior, la voladura mediante explosivos, de la parte superior de la capa.

En el exterior se maximiza el aprovechamiento, explotando a cielo abierto las zonas más superficiales de las capas que ya han sido explotadas desde adentro. Esto se hace de manera coordinada y con infraestructuras compartidas.

¿Qué uso se da al carbón?

El carbón mineral es una roca sedimentaria de color negro, muy rica en carbono, utilizada como combustible por su elevada capacidad calorífica.

Se considera que entre el 20 y 25% de la energía primaria consumida en el mundo se genera a partir del carbón, cantidad sólo superada por el petróleo.  Cuando de producción de energía eléctrica se trata, la participación del carbón ronda el 40% de la producción mundial.

En el caso particular del carbón leonés, la producción media estimada en 1.200.000 toneladas anuales, se utiliza prioritariamente para la producción eléctrica en centrales térmicas, lo cual sucede desde la construcción, en 1971, de la central térmica de La Robla, que es el principal cliente.

No obstante, cabe señalar también que la hulla es materia prima del coque, el cual a su vez sustenta toda la industria siderúrgica, ya que su agregado al hierro es parte del proceso de producción de aceros.

¿Qué cálculo de reservas tiene el yacimiento?

Según la información institucional del proyecto “Nueva Mina”, HVL tiene reservas  calculadas hasta el año 2025.

¿Qué razones se esgrimen para justificar el cierre de la explotación?

La Comisión Europea presentó una propuesta para cerrar las minas no competitivas antes de 2014.

Este proyecto reconoce sus antecedentes en la firma del Tratado que daba origen a la Comunidad Europea del Carbón y del Acero (CECA, 1951), uno de los primeros pasos en lo que sería luego la integración europea.

Es precisamente la CECA (disuelta en 2002, por disposición del propio tratado de origen) la que inició una política de subsidios selectivos y conversión de puestos de trabajos mineros hacia otras áreas, lo cual provocó la desaparición de varios emprendimientos mineros de carbón en numerosos países, y su drástica reducción en otros.

La entrada de Polonia, uno de los grandes productores de carbón, en la Unión Europea (UE) aceleró el proceso, bajo la premisa de que  “las empresas tienen que ser viables sin subvenciones”.

Hacia 2010 se estableció que se darían ayudas a las empresas que presentaran planes de cierres o reducciones progresivas de las plantas que no operasen sin ayuda económica del estado.

Esas ayudas deberían “dirigirse de forma creciente a sufragar los costes sociales y ambientales del cierre” y está previsto además que las subvenciones sean decrecientes en el tiempo hasta el 1º de octubre de 2014 en que toda mina que reciba subsidio debería estar ya cerrada.

Toda esta política va acompañada de la intención de privilegiar las energías renovables y el cuidado del ambiente, por lo que se estableció que las ayudas que se otorguen deberán estar también supeditadas a la presentación, por parte de cada estado miembro en cuestión, de un plan de medidas para aumentar la eficiencia energética o para mitigar los efectos ambientales negativos de la explotación de las minas.

¿Qué impacto ambiental tiene el yacimiento la Ciñera?

Según la información que he podido recabar, no hay reclamos de las organizaciones ambientalistas con relación a estas explotaciones.

Por su parte según las memorias presentadas por la propia empresa,  ninguna acción se ejecuta, sin previamente haber estudiado y valorado rigurosamente las consecuencias que pudiera tener para el entorno.  Siempre según HVL, se realiza tratamiento del agua recogida tanto de la mina como de la superficie, en 4 balsas de decantación; y se hace restauración y revegetación de escombreras y taludes, habiéndose repoblado más de 400 hectáreas, con vegetación autóctona. Asimismo, de forma periódica se revisan las redes de drenaje y la conservación de cauces de los arroyos de las áreas de explotación.

¿Hay lugar para decisiones alternativas al cierre de las minas?

Los países que probablemente más afectados se han visto desde 2010 por esta intención de reducir las subvenciones, son Alemania y España, para los cuales la minería del carbón es parte importante de sus economías.

Desde 2010, los argumentos de ambos países se vienen concentrando en el propio andamiaje legal europeo, ya que hay anteriores documentos que señalan la importancia de mantener capacidades de producción de carbón por razones de orden estratégico, regional y social.

Por otra parte, es de tener en cuenta que las ayudas que recibe el sector son devueltas a las arcas públicas a través de cargas fiscales y coberturas sociales.

Además, las empresas alemanas especialmente, se destacan como inversoras en  proyectos de investigación tendientes a conseguir una combustión  cada vez más limpia y amigable para el ambiente.

Desde mi modesto punto de vista, todos estos elementos deben ser tenidos en cuenta cuando se plantea la rentabilidad o no de un emprendimiento minero, ya que no solamente deben evaluarse los costos y rendimientos económicos, sino también los sociales, culturales, sanitarios, ambientales, etc.

Y entonces cabe preguntarse por ejemplo: el menor precio de importación de carbón desde otros países, ¿considera en todo su impacto el costo de transporte? Normalmente la mayor distancia al centro de producción es un punto en contra, no a favor.

¿Cómo podría resolverse el conflicto?

No sé cómo se resuelven los aspectos políticos de esta cuestión, pero sí sé que desde lo técnico científico, lo que cabe es una evaluación de impacto.

Y porque he participado en alguna, les puedo asegurar que una evaluación de impacto no puede reducirse a comparar costos de producción con producto de la venta, sino que implica muchísimo más.

Creo que la manera más sencilla de comprender su alcance es definir una evaluación de impacto como la comparación entre la evolución de un sistema con  y sin una intervención dada, o con dos intervenciones diferentes.

Y ojo, que cuando hablo de un sistema, hablo de todos los elementos que lo componen, razón por la cual deben sentarse a estudiar el problema numerosos especialistas, cada uno de los cuales podrá explayarse básicamente sobre el subsistema que conoce, pero no podrá resolver el conflicto por sí solo sin escuchar los demás puntos de vista.

Esto significa que entre las numerosísimas variables que se deben contemplar están todas las económicas, seguramente, y por supuesto las geológicas, ingenieriles y técnicas, pero NO PUEDEN SOSLAYARSE los efectos que el cierre de una mina tienen sobre aspectos como:

  • la salud mental y física de los eventuales desempleados
  • la paz social
  • el futuro de los habitantes de los pueblos y ciudades que proveen las necesidades de la mina y los mineros
  • la relación entre la ciudadanía y sus gobernantes
  • la dignidad del trabajador especializado que debería empezar tareas para las que no está igualmente calificado
  • y un largo etcétera

Habrán notado que sólo he mencionado un subsistema, el sociológico, y aun así la lista ha sido extensa.

No tengo respuestas, aquí a la distancia, pero tal vez los que toman las decisiones tampoco se han hecho todas las preguntas, por lo cual les dejo algunas, que podrían formularse y merecerles alguna reflexión:

  • ¿No estaremos ahorrando subsidios a la producción sólo para destinar esos dineros a reforzar ayudas sociales por desempleo?
  • ¿No estaremos recortando subvenciones a los trabajadores para terminar gastando mañana en combatir una delincuencia resultante de la desesperanza, el desamparo y la imposibilidad de reinsertarse en el circuito productivo?
  • ¿No valdrá la pena aportar a una industria extractiva, que es movilizadora e impulsora de otras muchas actividades productivas?

Bibliografía utilizada

Casado Galván, I. Evolución histórica de la explotación del carbón en la provincia de León, en Contribuciones a las Ciencias Sociales, diciembre 2009. www.eumed.net/rev/cccss/06/icg16.htm

Newsletter Punto Europa, Nº6, 17/08/2010. Universidad de Bologna. Representación Buenos Aires.

Wagner, R.H. The stratigraphy and structure of the Ciñera-Matallana coalfield (Prov.  León, N.W. Spain). Trabajos de geología 4.  Fac. Ci. Uni. Oviedo. “The Carboniferous of Northwest Spain”. pp. 385- 429. text-fig 1-29.

La imagen que ilustra el post ha sido tomada de la página de la Hullera Vasco -leonesa.

Si este post les ha gustado como para llevarlo a su blog, o a la red social, por favor, mencionen la fuente.

Con mis mejores deseos para la resolución del conflicto, les dejo un beso, y los espero el miércoles con otro tema. Graciela.

Deja un comentario

Buscá en el blog
Nominado por Deutsche Welle, tercer puesto por votación popular
Archivo